martes, 3 de noviembre de 2009

Shôjo: 'Gakuya Ura Ouji', de Kanoko Sakurakouji

Buscando algo nuevo que leer en estas tierras lejanas donde apenas tengo dinero para comprar manga en inglés y el manga español me llega con cuentagotas... pensé que sería buena idea mirar el índice de shôjo de onemanga. Así pues pulsé sobre un título al azar de los primeros de la lista y cual no sería mi sorpresa al ver la portada de este manga y darme cuenta de que era un dibujo de Kanoko Sakurakouji, la autora de 'Black Bird' *¬* (de hecho el dibujo es tan parecido a esta colección que a un primer vistazo creí que había entrado en los scans de 'Black Bird' sin darme cuenta ^^UUU). Como no podía ser de otro modo, no perdí la oportunidad de leer un obra más de esta autora y, aunque no haya sido el colmo de la originalidad, he quedado más que satisfecha con esta bonita historia ^^



Título original: Gakuya Ura Ouji / 楽屋裏王子
Título: Backstage Prince
Autora: Kanoko Sakurakouji
Número de tomos: 2 volúmenes
Año/s: 2006
Revista: Betsucomi
Editorial en Japón: Shogakukan

Akari es una chica de lo más normal, sin ningún talento en especial o cualidad que la haga destacar entre las demás.
Un día, a la salida de clase, sus amigas empiezan a hablar acerca de un compañero de último curso que al parecer es guapísimo y trabaja como actor de kabuki. Akari, sintiéndose incómoda con este tipo de conversación, intenta desviar el tema con tan mala pata que acaba golpeando a un estudiante que pasaba por detrás de ella y además resulta ser Ryusei Horiuchi, el chico del que hablaban momentos antes. La mirada de odio que este lanza a las chicas es tan terrible que todas piensan que en la vida real debe ser un imbécil, pero Akari sabe que el golpe que ha dado a Ryusei ha sido muy fuerte y si fuera realmente un mal chico se habría encarado con ella.
A pesar de todo no da mucha importancia a lo ocurrido hasta que esa misma tarde llega por casualidad a un extraño edificio donde, para su sorpresa, encuentra a Ryusei vistiendo ropas tradicionales japonesas. Pronto descubre que se encuentra en el teatro de kabuki y que Ryusei estaba allí tratando de ensayar, aunque se encuentra algo maltrecho tras el incidente de la mañana. Akari se siente fatal por ello y, sin pensárselo dos veces, se ofrece a ayudarle en todo cuanto pueda hasta que se recupere. De esta forma, Akari acaba convirtiéndose en la primera asistente de Ryusei, que siempre se ha negado a mantener este tipo de relación con nadie ya que tiene muy mal carácter y, según se comenta, odia el contacto con la gente. Sin embargo con Akari todo parece diferente, nunca se siente intimidada por él y se las apaña para saber siempre cómo animarle cuando está entre bastidores, haciendo que poco a poco Ryusei se muestre más próximo a ella. Finalmente, Akari acaba totalmente confusa acerca del significado de su relación: Ryusei es una celebridad en el mundo del teatro y pertenece a la élite de las familias de actores de kabuki, mientras que ella es incapaz de entender estas obras, se duerme en los ensayos y no es más que una vulgar estudiante ¿Acaso una chica como ella podría llegar a ser algo más que una simple asistente?

Aunque a España llegó hace poco menos de un año, Kanoko Sakurakouji es una autora bien conocida en Japón, donde se encuentra en la plantilla de mangakas regulares de la revista Betsucomi.
Desde que debutase con 'Raibu ga hanetara' en 1999, obra con la cual ganó por primera vez el premio Shogakukan Manga Award en la categoría de mejor shôjo (la segunda vez fue con 'Black Bird', colección en la que trabaja en estos momentos), ha publicado doce trabajos más, once de ellos ya concluídos.

Posiblemente 'Gakuya Ura Ouji' (en su versión americana 'Backstage Prince') es su obra más conocida junto a la actual 'Black Bird'.

La historia que nos presenta es bastante sencilla respecto a su estructura, siguiendo casi siempre el mismo patrón de desarrollo para todos los capítulos que la componen: un inicio donde Akari presenta la actual situación, una visión tierna de su romance seguida de algo que complica las cosas, dudas de Akari y desenlace en el que Ryusei consigue disipar dichas dudas y vuelven a estar bien como pareja.

Akari es una chica extremadamente normal, lo que hace que el contraste con el sofisticado y reluciente Ryusei quede siempre patente. Sin embargo, tal y como indica el título, el verdadero desarrollo de la trama sucede entre bastidores, donde los dos pueden ser ellos mismos al sentirse tranquilos y ajenos a la presión que les marca su posición. Nos encontramos así frente a un doble marco de acción. Por un lado está el "mundo real", donde Akari y Ryusei son completamente distintos y su relación parece imposible, y por otro está su propio mundo tras el escenario, donde pueden vivir su romance manteniéndolo en secreto.

'Backstage Prince' no cuenta con un argumento realmente original, cosa que actualmente resulta cada vez más difícil de encontrar, y para ser honesta debo decir que de hecho se trata de una historia de amor bastante típica, donde una chica del montón y un chico brillante y súper atractivo se enamoran a pesar de que tal cosa parezca imposible, pero aún así creo que puede ser capaz de satisfacer a aquel que elija esta lectura. La atmósfera de la obra está impregnada del ambiente del teatro kabuki, algo sobre lo que no es habitual leer, y nos permite conocer bastantes cosas sobre este mundillo. Además, la propia historia de amor entre Akari y Ryusei es tan tierna que ambos consiguen que acabes dándoles ánimos para que superen las dificultades que se les presentan. Por todo ello creo que merece la pena darle una oportunidad y, de paso, disfrutar con el maravilloso dibujo que Kanoko Sakurakouji nos ofrece en cada una de sus páginas ^__~
.

3 comentarios:

Pablo dijo...

Vaya, da la impresión de que a la autora le encantan las cosas más tradicionales de su país, como los Yokai de BlackBird, o el teatro Kabuki en este caso.

Kyoya dijo...

Vaya, da la impresión de que a la autora le encantan las cosas más tradicionales de su país, como los Yokai de BlackBird, o el teatro Kabuki en este caso.

Jessy dijo...

Me gusta el dibujo de esta autora, aunque creo que hace con demasiado parecido a los personajes principales de una obra a otra...
Pero por lo demas, es una de las mejores (mi opinion)